17 de noviembre de 2016

Periodistas reclamaron acciones contra muertes de la narcopolítica




De acuerdo a estimaciones las drogas que se producen en Paraguay, Bolivia, Colombia y Perú, abastecen a unos 14 millones de consumidores en todo el mundo, contó el periodista argentino Germán de los Santos. “Según cálculos oficiales el narcotráfico mueve en Py unos 650 millones de dólares al año”, expuso durante el seminario “Libertad de expresión, narcotráfico e impunidad”, que organizado por el Sindicato de Periodistas (SPP) y el Foro de Periodistas (Fopep) se desarrolló el 15/11 en el Hotel Internacional de esta capital.
El periodista insto a develar la complicidad de funcionarios públicos con este flagelo, condición indispensable para detener su expansión en nuestro continente, tras hacer una metódica exposición de sus investigaciones en Bolivia y Argentina sobre el cultivo de hoja, la producción de pasta base, la elaboración de clorhidrato de cocaína y la posterior comercialización tanto en el continente como hacia mercados externos en Europa y Africa.
Corresponsal en Rosario, Santa Fe, de los diarios El Litoral de esa provincia y La Nación de Buenos Aires, De Los Santos, preocupado por la cantidad de crímenes cometidos por sicarios en la ciudad, comenzó a buscar el origen de un problema multidimensional.
“Compartimos la hidrovía Paraná/Paraguay que es hoy es fuente importante del tráfico de drogas”, recordó señalando el fluido tráfico de marihuana en las fronteras con Formosa, Chaco, Corrientes y Misiones donde la complicidad judicial y política con el narcotráfico es comparable a la que ocurre en nuestro país.
“He sentido el miedo de los colegas en la zona de Pedro Juan Caballero, gente que no quería nombrarme al Comando Vermelho o al Primer Comando de la Capital (PCC), esa cuestión de tener la violencia a flor de piel, el riesgo de ejercer el trabajo periodístico”, comentó en su presentación ante un auditorio de periodistas de todo el país.

Respuestas
El fiscal Marcos Alcaraz recordó que en los últimos 4 años se condenó a 1845 personas por delitos de narcotráfico, aunque admitió que hace falta mucho por hacer tanto en el Ministerio Público como en la Justicia. Dijo a favor que fueron destituidos los tribunales que ayudaron a “Pinguito”, hijo de Erineu “Pingo” Soligo y a Jarvito, hijo de Jarvis “Pavao” Jimenez.
Se mostró también partidario el proyecto de ley que pretende que se puedan subastar los bienes incautados a narcotraficantes para fortalecer los presupuestos de los órganos públicos.
A su turno, el senador Arnaldo Giuzzio (Partido Democrático Progesista-PDP) pidió elevar la representación política para lo que plantea la aprobación de una serie de leyes que bloqueen el acceso de narcotraficantes a puestos públicos, así como también uno que permita el decomiso y la administración estatal de dichos bienes. “Tenemos que hacer algo contra la captura del estado por parte de estos grupos”, mencionó recordando que Carlos “Chicharo” Sánchez ya es diputado suplente. Se opuso también a la creación de nuevos municipios en las áreas donde estos actores ejercen poder. “Ahí tenemos Arroyito, le creamos un municipio para que ellos se impongan y después encima, administren fondos públicos”, se quejó.
Dijo a su vez que pediría informes a la Comisión de Telecomunicaciones (Conatel) sobre la situación del presidente Horacio Cartes, cuya hermana es formalmente la dueña de un grupo de Medios, como así también del vicepresidente Juan Afara, cuya esposa es dueña de varias radios en el departamento de Itapúa.
En otra mesa, la diputada Olga Ferreira (Independiente) expuso los avances del proyecto de ley de Protección a periodistas que impulsa. La idea del mismo es crear un organismo público que permita dar cobijo a periodistas amenazados, imitando técnicas que ya se aplicaron en Colombia, México y Brasil.
También se expusieron en el evento la situación de impunidad que reina sobre los casos de los 17 periodistas asesinados desde la apertura democrática en 1989 hasta hoy, en un completo informe del abogado Pedro Benítez.
En ese marco, el secretario general del SPP, Santiago Ortíz, informó que la organización dará testimonio en Panamá, ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) buscando que ese organismo sancione la inacción del estado paraguayo por la falta de esclarecimiento del asesinato de Santiago Leguizamón en 1991.
Los periodistas Raúl Ramírez y Griselda Centurión expusieron sobre la relación de la justicia con el narcotráfico en el que queda claro el poder del dinero ilegal para comprar fallos y aliviar condenas.
La jornada concluyó con la exhibición de un video producido por De Los Santos y un equipo de La Nación de Argentina en Kamba Rembé que puede verse en el siguiente link.

http://www.lanacion.com.ar/1955172-como-llega-la-marihuana-a-la-argentina

http://www.lanacion.com.ar/1953803-kamba-rembe-el-corazon-de-la-produccion-de-la-marihuana

11 de noviembre de 2016

Impulso partidario al presidente para una nueva postulación en el 2018

La mayor resistencia política la ofrece el Senado donde el oficialismo tiene votos insuficientes. Fuera de ese microclima, movilizaciones campesinas, altos índices de pobreza y huelgas. 

El Congreso paraguayo deberá analizar en las próximas semanas un proyecto de enmienda de la Constitución Nacional para permitir la reelección del presidente Horacio Cartes en los comicios de 2018. El oficialista Partido Colorado tiene una sólida mayoría en Diputados mientras que en el Senado deberá trabajar contra reloj para lograr los 23 votos necesarios. Antes de este trámite parlamentario la Convención del Partido Colorado se aprestaba a aprobar la iniciativa y darle impulso al trámite parlamentario.
“Si ellos se ponen de acuerdo yo les puedo asegurar que ahí estaré donde manda Dios y donde manda mi Partido Colorado”, dijo Cartes durante un acto en el que se inauguraron viviendas en Ciudad del Este, en la zona conocida como Triple Frontera con Argentina y Brasil. El mandatario suspendió su participación en la Cumbre Iberoamericana en Colombia para seguir de cerca los acuerdos políticos sobre su candidatura.
El presidente del opositor Partido Liberal, Efraín Alegre, también candidato a la presidencia en el 2018, estimó que los 28 diputados y 13 senadores de su agrupación política votarán contra el proyecto de reforma de la Carta Magna. Dijo que las “fugas son una leyenda” (en alusión a la posibilidad de que senadores liberales admitan la reelección de Cartes). Los liberales son opositores al Ejecutivo pero aliados en los temas donde se pone en juego el mantenimiento del sistema político establecido. En el acto de Cartes en Ciudad del Este el Presidente estuvo acompañado por la senadora Zulma Gómez, una de las liberales más cercanas al Gobierno.
Esa alianza se puso a prueba en el Congreso, con derrota para el oficialismo, durante el debate en el que el Senado rechazó el pedido de préstamo del Ejecutivo al Banco Interamericano de Desarrollo (BID) por 200 millones de dólares. La bancada oficialista del Partido Colorado abandonó la sesión del 13 de octubre para tratar en vano de dejar sin quórum la sesión. De los 26 legisladores opositores presentes 24 rechazaron el crédito que, según el gobierno, sería destinado a obras de infraestructuras viales que generarían empleo a unas 50 mil familias de trabajan en el ámbito de la Construcción. El presidente del Senado, el liberal Roberto Acevedo, le recordó al Gobierno que “dispone de bonos para poder cubrir los compromisos” por estas obras.
Así como las máximas estructuras del Partido Colorado apuestan a lograr la reelección de Cartes y así como el presidente del Partido Liberal, Efraín Alegre, también se muestra en carrera, también el ex presidente y actual senador Fernando Lugo se pone en carrera. Recientemente lanzó algunas frases que permiten pensar que uno de los objetivos del actual senador es reeditar un amplio frente electoral “anteponiendo la patria a los intereses particulares” que concentre fuerzas de izquierda, campesinos e incluso sectores del Partido Liberal (partido que votó a favor de la destitución de Lugo en un ilegítimo juicio político que le costó la presidencia en junio de 2012). “En política no se descarta nada, en tanto y en cuanto se puede consensuar un aspecto electoral, programático y de gobernabilidad”, dijo. Previamente la Justicia electoral deberá dirimir si Lugo puede ser nuevamente candidato. La Constitución paraguaya prohíbe que un presidente vuelva a presentarse aunque hay diferentes interpretaciones sobre el alcance de la norma.

Por las calles

Este escenario político se da en medio de una grave crisis económica con sindicatos que reclaman aumentos salariales y rechazan los programas económicos del Gobierno; y con pequeños y medianos empresarios muy afectados por la recesión económica que la gran prensa patronal pretende ocultar. Octubre fue otro mes intenso en este sentido.
A comienzos de mes un grupo de estudiantes de la Facultad de Filosofía de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) se atrincheró dentro del predio hasta que dos de los tres representantes docentes firmen la convocatoria para que el Consejo Superior Universitario (CSU) llame a una nueva sesión de la Asamblea para reformar el estatuto de la UNA. Esta protesta se relaciona con otras similares que llevan adelante los jóvenes secundarios y universitarios desde hace dos años.
También se realizó una movilización de organizaciones indígenas para protestar contra el desalojo del 30 de septiembre pasado en la comunidad avá guaraní de Sauce, en el departamento de Alto Paraná. La marcha llegó hasta el Instituto Paraguayo del Indígena (Indi) y hasta el Congreso. Pidieron además frenar un nuevo desalojo en la reserva Limoy de Itaipú, donde se refugiaron tras ser expulsados de Sauce.
El 19 de octubre la policía paraguaya reprimió una vez más una protesta contra el presidente Cartes. Se trata de militantes de la llamada “Carpa de la dignidad” instalada desde mediados de año frente al Palacio de Justicia de Ciudad del Este para pedir a la Cámara de Diputados que apoye la intervención de la Municipalidad esteña para realizar una eventual auditoría completa de la administración local. Los golpes policiales alcanzaron a ciudadanos apoyados por taxistas, transportes públicos, abogados, pequeños comerciantes y movimientos políticos.
También el Sindicato de Trabajadores de la Administración de Electricidad (Sitrande) se sumó a las protestas. Realizará una huelga por 72 horas en fecha a definir para denunciar falta de inversiones y el riesgo de no poder cumplir con el servicio de energía eléctrica con el principal objetivo de privatizar a la compañía Administración de Electricidad (Ande). El secretario general de Sitrande, Juan Orué, resumió la situación: “la Ande está siendo relegada adrede para que la ciudadanía se levante contra los trabajadores y contra la institución y entonces el gobierno pueda proponer la privatización de la entidad y si esto ocurre no solo afectará a los trabajadores, sino también a los usuarios, que tendrán que pagar un servicio que será al menos el doble más caro de lo que es hoy”. Insistió en “la sistemática precarización de la institución, arrastrada desde hace varios años con los recortes presupuestarios, a pesar del crecimiento del sistema eléctrico” y recordó que “el sector hidroenergético ingresa al país más de 650 millones de dólares al año y de esos recursos casi nada se reinvierte en la Ande”.

Fortalecimiento

La lucha durante décadas de los movimientos sociales y políticos del Paraguay tuvo durante octubre un motivo de fortalecimiento con la identificación de una de las víctimas del Plan Cóndor. Se trata del paraguayo Cástulo Vera Báez, quien permaneció durante años como NN en una fosa común. Había sido detenido el 28 de enero de 1977 y fue desaparecido el 13 de junio de 1978.
Los restos de Vera Báez fueron hallados el 23 de julio de 2009 en una fosa individual en la Agrupación Especializada de la Policía Nacional, ex Guardia de Seguridad, por el Equipo Nacional de Búsqueda e Identificación de Personas Desaparecidas entre 1954 y 1989 (ENABI). Fue identificado en septiembre de 2016 por el Equipo Argentino de Antropología Forense.
Es la cuarta víctima del Plan Cóndor, una coordinación de las dictaduras militares con la estadounidense Agencia Central de Inteligencia (CIA) creado “para eliminar la subversión”. Las otras víctimas en este país (entre cerca de 400 de la dictadura stronista) fueron Miguel Ángel Soler, paraguayo desaparecido en 1975, el argentino José Agustín Potenza y la italiana Rafaela Filipazzi, ambos desaparecidos en Montevideo en 1977.

Vicente Páez, in memoriam
Vicente Artemio Páez Chávez falleció en Asunción a los 41 años el 15 de octubre pasado. Fue colaborador de América XXI y un gran difusor de nuestra publicación (América XXI) y su página web. Trabajó en el diario La Nación de Paraguay durante 21 años pero sobre todo se destacó por su larga trayectoria de militante y dirigente del Sindicato de Periodistas del Paraguay (SPP), donde fue delegado sindical, secretario de organización y secretario general. Desde este espacio orgánico militó sin descanso en el movimiento de los trabajadores y trabajadoras paraguayos.
Fue periodista y co-fundador de la Cooperativa de Trabajo Atycom y del medio digital ea.com.py. Escribió incontables artículos e informaciones en este medio desde su compromiso profesional con el movimiento trabajador. Fue también sindicalista internacional, secretario de Derechos Humanos de la Federación de Periodistas de América Latina y el Caribe (Fepalc) y también vocal de la Federación Internacional de Periodistas (FIP) de la que fue miembro de la comisión redactora de sus estatutos.
Deja como lecciones su fe inquebrantable y su coherencia en la causa de los trabajadores, su sentido de fiesta de la vida y su generosa entrega en la construcción de poder colectivo. Sus compañeros de lucha lo extrañarán.
Desde Asunción, Jorge Zárate



3 de noviembre de 2016

Carlos Tomada: “Es importante tener un proyecto de país desde los trabajadores”

Santiago Ortíz, secretario general del SPP, Carlos Tomada y Marilyn Rigart de la Fiedrich Ebert
“Para nosotros es principal prepararnos para un regreso teniendo la claridad de poder proponer un proyecto de país desde los trabajadores”, expuso Carlos Tomada, que fuera 10 años ministro de Trabajo de la Argentina.
El especialista en derecho del Trabajo brindó la conferencia Las políticas laborales y los trabajadores en el nuevo contexto latinoamericano”, en la que resaltó la necesidad de acciones para la recuperación salarial, el respeto a la previsión social y la salud para que los trabajadores puedan establecer una base de buen vivir.
También trabajó en un taller sobre contratación colectiva con delegados y dirigentes del Sindicato de Periodistas (SPP) en una intensa jornada realizada en el Hotel Internacional de esta capital con el apoyo de la Fundación Fiedrich Ebert.
En la conferencia destacó “la necesidad de unidad del movimiento obrero, en toda nuestra América porque no sólo es un problema de Paraguay, sino que en todos nuestros países nos cuesta establecer un programa que tenga el acuerdo de los trabajadores y los movimientos populares”.
Recordó que en Argentina existieron los programas de La Falda de 1957 y de Huerta Grande de 1960 y que de allí se perdió esa profundidad hasta mediados de los 80 con los 26 puntos de la CGT que conducía en ese momento Saúl Ubaldini. “Podemos decir que los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner fueron los que más puntos de esos programas cumplieron, pero eso es resultado de un proceso”, contó.
Expuso que están “basicamente definidos los dos modelos de gestión en América Latina, el de la derecha, neoliberal, y el que fuimos intentando llevar adelante nosotros con un estado que interviene para mejorar la distribución del ingreso, de los haberes, de la palabra”, expuso.
En el encuentro del que participaron referentes sindicales de distintas ramas, Bernardo Rojas, secretario general de la Central Unica de Trabajadores Auténtica (Cut-A), expuso la dificil situación de los trabajadores que se ven avasallados en sus derechos. “No se respeta la libertad sindical”, expuso.
A su turno, Santiago Ortíz, secretario general del SPP instó a los trabajadores “a levantar la bandera de la democracia desde los trabajadores, como elemento de defensa de un sistema que permite expandir los derechos”.
Al ser consultado sobre su mirada de la realidad laboral en el país, Tomada consideró:
“Paraguay tiene una buena norma laboral, el problema es que no se cumple, la brecha entre los que dice la ley y la realidad es demasiado grande y visible”, dijo.
El laboralista que preside el bloque de legisladores del Frente para la Victoria en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, apuntó que “este gobierno (el de Horacio Cartes) creó el ministerio del Trabajo, entonces tiene que honrarlo en el sentido de que debe ser un mediador a favor de las muchas demandas de los trabajadores”, apuntó.

Fin del trabajo
Tomada se mostró preocupado “por el avance de estas ideologías contra el trabajo que están ganando espacio sobre instituciones que tienen más de medio siglo en Europa, gente que aparece hablando del “Fin del Trabajo”, un absurdo que nos obliga a ser muy directos y concretos en las respuestas”.
Indicó que ni la revolución digital, ni los cambios tecnológicos son tan determinantes como barrer las conquistas obreras. “Vale decir que el 60% de los empleos de hoy en los Estados Unidos nada tienen que ver con el cambio tecnológico, estos tienen impacto en un 11% del total, y además, el trabajo que crea es de mejor calidad con lo que es claro que todo este discurso esconde la vieja disputa entre capital y trabajo que es principal en la construcción de la sociedades”.

Autocrítica
“Prometo nunca más subestimar a la derecha, a su capacidad de apropiarse de valores populares”, dijo el ex ministro argentino de Trabajo cuando se le consultó sobre el por qué de la derrota del Frente para la Victoria (FPV) en Argentina. “Nos equivocamos al pensar que la gente entendería que representamos sus intereses, esto hay que salir a exponerlo y trabajarlo todos los días, también pasa que creo que nos terminamos encerrando, como gobierno, en nosotros mismos”.
Agregó que “cuando como FPV fuimos más amplios, sumamos y creamos mayoría, después es también importante señalar que es algo que pasó en todo este proceso, cuando la gente va accediendo a cosas, va adquiriendo valores de clase media y tiende a ser crítico del movimiento que los llevó a estar mejor… Igual, a pesar de todo… Vamos a volver! (Risas).


Jorge Zárate